Carlos Schaeffer Gallo

Nome verdadeiro: Schaeffer Gallo, Carlos
Letrista, periodista, autor teatral y escritor
(19 setembro 1889 - 21 janeiro 1966)
Local de nascimento:
Santiago del Estero Argentina
Por
Orlando del Greco

abía escrito algo en los periódicos de su tierra, Santiago del Estero, cuando llegó a la Capital Federal hacia el centenario.

Fue periodista en La Mañana, Argentina, Caras y Caretas, etc., y fundó la revista nativa Mate Amargo, como así la asistencial Cruz Verde.

Algunos títulos de los libros que publicó son El Camino del Norte, Lucha, Alma Quichua, El revés de la máscara.

Su renombre lo consiguió en el teatro y como autor; si bien en sus pagos se desempeñó como actor aficionado, su verdadero ingreso en él fue el 26 de mayo de 1913 al estrenarle el gran Pablo Podestá su primera obra, La Novia de Zupay, en el escenario del Nuevo.

Desde entonces estreno tras estreno se fueron sucediendo, muchos de ellos en colaboración con José González Castillo, Agustín Remón, José León Pagano, Enrique García Velloso, Florencio Parravicini, Antonio Botta, Alberto Weisbach, Alberto Ballestero, Elías Alippi, Luis Bayón Herrera, Tito Insausti, etc. hasta llegar a los cientos cincuenta.

Las obras que obtuvieron el más franco aplauso o fueron premiadas por organismos oficiales o particulares se cuentan en: La Leyenda del Kacuy, Trepadora, El dolor del bárbaro, El Gaucho Judío, El ilustre desconocido, El amigo íntimo, La suegra del diablo, El Rey de los Apaches, A las 9 en el convento, El cercado ajeno, Damián quiere casarse, La provincianita, La raíz en la piedra, La Ley Gaucha, Héroes de la espada antigua, La carreta, El rastro del Lobo, Las rosas de la Aurora, la ópera La ciudad roja, estrenada en el Colón.

Desde 1933 al 47 escribió para varias emisoras capitalinas, relatos, crónicas, cuentos, novelas.

Conversando con él en el hall de la planta baja de Argentores, poco antes de fallecer, de viejas cosas del quehacer artístico, saltó el recuerdo de Carlos Gardel para quien tuvo cariñosas palabras y el relato siguiente:

«Conocí a Carlitos en 1916, cuando aún no estaba ungido por la fama. Fue a raíz del estreno de mi comedia La provincianita, interpretada por la compañía de Angelina Pagano y Francisco Ducasse, en el Teatro Buenos Aires. En dicha obra Gardel cantaba una serenata entre bastidores, pero, sin figurar en el programa.
Solíamos cenar en El Tropezón pero con más frecuencia en el Conte, de Cangallo, frente a la cortada Carabelas. Allí nos reuníamos Elías Alippi, Enrique Muiño, Alberto Novión y Luis Bayón Herrera siendo también comensal, de vez en cuando la cancionista Linda Thelma.

«Cierta madrugada, al salir del cabaret de la Galería Florida, encontramos a Gardel, en mangas de camisa: -«¡Carlitos!, ¿qué andás haciendo a estas horas y con esa facha? ¡Has perdido la línea!

«—No, che —respondió— es que me estoy poniendo gordo y a estas horas salgo a caminar para rebajar de peso. A las minas no les gusta que aumente de mondongo».

En una nota del año 1957, había dicho respecto al cantor y a algunos de sus tangos: «Gardel cantó mi tango “Mangiá mangiá papirusa”, música de Arturo De Bassi, a su regreso de París en 1928, en el Teatro Ópera en una función a beneficio de la compañía Pomar y mi otro tango, “Déjeme que l'acompañe” también el mismo año, en Montevideo, Teatro Solís.

Por esto figura en este trabajo. Varios son los tangos que escribió para sus obras.

Schaeffer Gallo nació en Santiago del Estero el 19 de septiembre de 1889 y falleció en Buenos Aires el 21 de enero de 1966.