A qué has venido

Tango

Música: Juan Epumer

A qué has venido, si yo no te he llamado,
no quiero verte ni preciso tus caricias.
Esta es mi pieza, la que ayer, junto a tu lado,
jamás pensaba con tu pérfida mentira.
Esa es la puerta, gobelino de la vida,
la que te llama con sus locas tentaciones,
por ahí saliste, muy cargada de ambiciones,
y sin pensar que triste adentro me quedaba solo yo.

Ya no recuerdo tu querer,
ni vive aquel amor
que antes te confiara.
Muchas veces pregunté
si un hombre puede amar,
después de una traición.
Por qué volver a recordar
la angustia que sufrí,
cuando por ti lloraba.
Si un pecado cometí
quizás aquello fue
de haberte amado así.

A qué has venido, si ya nada ha quedado,
un largo trecho para siempre nos separa.
Vos allá arriba, flor mimada de los grandes,
yo siempre abajo, sin más gloria que mis males.
Pero cuidado, que tal vez allá en la cumbre,
donde hoy sonríes con el precio de tus carnes,
mueras de frío por el hielo que allá invade
cuando ya no tengas brillo ni el encanto de mujer.

Tango
Canta Luis Díaz / Orquesta Ricardo Brignolo
1-1-1900 Buenos Aires Brunswick 1915